Brazil / Sistemas Penitenciarios

Las prisiones, escuelas del delito para el crimen organizado

11 julio 2019
Crimen Organizado en las prisiones

El programa de la Unión Europea, EL PAcCTO, junto al Departamento Penitenciario Nacional de Brasil, DEPEN, han organizado el “Taller para la gestión interinstitucional de grupos criminales organizados con participación de representantes estatales” que se ha celebrado del 8 a 10 de julio en Brasilia, en el Ministerio de Justicia y de Seguridad Pública.

El taller fue inaugurado por el ministro de Justicia y Seguridad Pública de Brasil, Sergio Moro, y la encargada de negocios de la Delegación de la Unión Europea en Brasil, Claudia Gintersdorfer.

El ministro de Justicia y Seguridad Pública insistió en que «la lucha a la criminalidad organizada en Brasil puede ser efectiva solamente intensificando la cooperación internacional y fortaleciendo los sistemas penitenciarios, ya que la mayoría de nuestros grupos criminales están radicados en los centros de detención”.

Por su parte, la encargada de negocios de la Unión Europea en Brasil ha resaltado que “la coordinación interinstitucional es un desafío fundamental para la lucha contra el Crimen Transnacional Organizado (CTO) y para que sea efectiva es necesario considerar la cooperación penitenciaria al mismo nivel que la judicial y policial». «Es por eso que para la Unión Europea es una gran satisfacción que EL PAcCTO haya podido ofrecer un marco útil de colaboración para la creación de una estrategia regional de prevención, investigación e intercambio de información en esta temática«, concluyó Claudia Gintersdorfer.

En el taller han participado expertos europeos y de Argentina y Bolivia, así como los coordinadores de inteligencia penitenciaria de los servicios penitenciarios del Distrito Federal y de los 26 estados de Brasil, además de funcionarios policiales, representantes del poder judicial y de las fiscalías, quienes han trabajado conjuntamente para promover la gestión interinstitucional para luchar contra los grupos criminales organizados en los estados brasileños con mayor infiltración en los institutos penitenciarios.

En el evento participaron también el Procurador Nacional Antimafia y Antiterrorismo de Italia, Federico Cafiero de Raho, el director del DEPEN, Fabiano Bordignon y el Director Nacional Adjunto de la Policía Judicial de Portugal, João Melo, además del Magistrado Giovanni Tartaglia Polcini, coordinador del componente de sistemas penitenciarios del Programa EL PAcCTO.

Los participantes tuvieron también la posibilidad de visitar uno de los cinco Centros Penitenciarios Federales de Brasilia.

En el marco de las actividades de inteligencia penitenciaria, se profundizó en el tema de los intercambios de datos y de información sobre los integrantes de grupos organizados criminales detenidos en Brasil. Se identificaron posibilidades de mejoras a nivel de recolección e intercambio de información, pero al mismo tiempo se puso de manifiesto una fuerte motivación en avanzar en este sector estratégico en el combate al crimen organizado y a la infiltración de las organizaciones en los institutos penales.

Todos los estados brasileños, a través de sus funcionarios presentes, manifestaron interés y voluntad en adherirse a la red y a las aplicaciones informativas desarrolladas por el DEPEN. Los mismo hicieron los funcionarios argentinos y bolivianos en el marco del camino marcado por la REDCOPEN, red de intercambio de informaciones penitenciarias constituida en el marco del MERCOSUR con el apoyo de EL PAcCTO.

El PCC, grupo criminal que nació entre rejas

Un sistema penitenciario hacinado y violento es una incubadora para los grupos organizados. El Primeiro Comando da Capital (PCC) es un grupo criminal que tuvo origen en la cárcel de San Paolo. Proselitismo, reclutamiento, radicalización y entrenamiento son sus armas principales para asegurarse seguridad intramural.

Actualmente es la organización más peligrosa, pero no la única. Según fuentes oficiales, en el país hay activas organizaciones criminales peligrosas con carácter transnacional que mantienen relaciones permanentes con privados de libertad en el interior de las prisiones.

El objetivo de la Unión Europea y del gobierno de Brasil es trabajar conjuntamente para investigar e intercambiar buenas prácticas europeas y latinoamericanas, así como instrumentos que ayuden a combatir la infiltración del CTO en las prisiones.